3 Trucos para manchas de aceite y grasa

3 interesantes trucos y consejos para limpiar manchas de aceite y grasa

Trucos para manchas de aceite y grasa

Como suponemos que no va a llamar a un equipo profesional de limpieza para una mancha, queremos enseñarle unos consejos prácticos para retirar esas molestas manchas puntuales entre limpieza y limpieza.

El primer truco para limpiar manchas de aceite y grasa:

  • Encima de la mancha de aceite o grasa extender una gruesa capa de serrín para absorber el exceso de aceite o grasa de la superficie y dejar actuar entre 24 y 48 horas.
  • A continuación barrer con suavidad el serrín sucio. Verter cemento seco encima de la mancha de aceite o grasa y dejar asentar de 24 a 48 horas.
  • Al barrerlo y recogerlo, es muy importante guardarlo en una bolsa y no dejar nunca que se vaya por el desagüe. Al terminar de recoger, pasar una manguera con agua a presión para terminar de quitar la macha.

El segundo truco para limpiar manchas de aceite y grasa:

  • Antes de comenzar, retirar el exceso de grasa o aceite con papel de periódico hasta que quede únicamente la marca en el suelo.
  • A continuación, mojar el suelo con aguarrás mineral y dejar durante cinco o diez minutos.
  • Después frotar con un cepillo de cerdas duras y mientras frotamos enérgicamente añadimos un poco más de aguarrás.
  • Seguidamente, con papel de periódico o toallas viejas y absorbemos la grasa y al secarse el cemento del suelo procedemos a lavarlo con una mezcla de una taza de cloro, una cucharada de detergente y cuatro partes de agua. Se repite la operación completa tantas veces como sea necesario hasta que la mancha desaparece por completo.

El tercer truco para limpiar manchas de aceite y grasa:

  • En el tercer y último truco,  si se acaba de producir el derrame hace unos minutos, proceder a derramar harina de maíz y dejar actuar durante unas tres horas.
  • Después de barrer y recoger la harina, espolvorear el hormigón ya sin el exceso de aceite con detergente seco. Dejar actuar unos minutos y verter agua hirviendo encima, frotar y enjuagar.
  • A continuación frotar la macha con detergente concentrado y un cepillo duro, enjuagarlo bien y dejar que se seque.
  • A continuación espolvorear con fosfato trisódico y dejar actuar entre quince y treinta minutos. Es muy importante tener en cuenta, que si utiliza fosfato trisódico debe tener la zona bien ventilada y utilizar guantes protectores para que no entre en contacto con la piel.
  • Al pasar el tiempo estipulado, frotar con agua caliente y enjuagar.